Personas ingenuas: carne de cañon para el abuso y/o maltrato

Personalidades ingenuas: carne de cañon para el maltrato y/o abuso.

Quienes son las personalidades ingenuas?
Una definición podría ser la de aquella persona con ausencia de malicia y de experiencia, con ausencia de doblez al actuar.

La personalidad ingenua se caracteriza entre otros rasgos por:
.- Ser todo corazón, bondad.
.- Siempre bienpensadas.
.- Fácil de engañar.
.- Simple, sencilla, sin doblez.
.- Excesivamente sincera.
.- Excesivamente confiados.
.- Nunca o rara vez hablan mal de los demás.
.- Tienden siempre a justificar o a excusar el comportamiento inadecuado del otro.
.- Perdona sin límites, perdona todo, no importa lo que le hagan.
.- Ama incondicionalmente.

Tradicionalmente este tipo de rasgos se le atribuyen a los niños, pero lo cierto es que igual al que todos los niños no son “inocentes”, la ingenuidad es una característica de la personalidad que no conoce de: edad, sexo, nivel cultural o social.
El ser ingenuo es un rasgo que se aprende, bien por modelos familiares o bien por falta de la suficientes “ experiencias en la vida “como para plantearse ser un poco más cauto y no tan confiado.

Es una ventaja o un inconveniente el ser ingenuo/a?

Definitivamente bajo mi entender, una vez sobrepasada la etapa infantil, y ahí también tengo mis reservas, pues hay niños y niños…El ser ingenuo nunca es una ventaja, salvo cuando el contexto lo admita o incluso lo pida, entiéndase cuando se está delante de personas de muchísima confianza, a las que el individuo conoce y le conocen o ante eventos o situaciones ( tipo fiestas, sorpresas…d´nde el ser así le va a permitir disfrutar más).
Salvo esas circunstancias, todo lo demás lejos de ser inocuo puede resultar hasta peligroso.

Las personas ingenuas hacen alarde del dicho que dice que “ todo el monte es orégano”, es decir , tienden a pensar que todo el mundo es como ellos, y bueno si bien no hay que ir desconfiando de todos, tampoco viene de más una buena dosis de prudencia.

¿Dónde es perjudicial ser ingenuo?

En todo en todas las áreas pero sin duda donde más se impone el ser cauto y prudente es con las relaciones sociales, personales y de pareja.
Aquí la persona que es ingenua puede ser si no anda con ojo, “carne de cañón “para aquellas personas que no tienen escrúpulos , que utilizan la mentira y/o la manipulación simplemente porque les conviene.
Ante estas personas, el/la ingenua, de no cuestionar sus creencias y valores se puede ver sometida a situaciones de abuso o maltrato de las que puede ser muy difícil, primero: darse cuenta que se está produciendo, pues cómo hemos dicho son “bienpensadas” y segundo para salir de éste.

¿ Que puede hacer una persona que es excesivamente confiada y que se ve sometida a una situación de abuso por parte de otras personas?

1.- Hacer caso de sus intuiciones y sensaciones, y no tanto de sus creencias y valores morales o religiosos.
2.- Cuestionar conceptos como perdonar o consentir.
Para las personas ingenuas estos dos conceptos son lo mismo y, no lo son.
Cuando estas personas consienten, lo que hacen es huir o dejar a un lado el malestar , dolor, sufrimiento que les ha producido el relacionarse, atender, o escuchar a la persona que abusa de ellos.
Para más tarde recurrir al autoengaño, perdonando la actuación de éste.
Este perdón mal atendido y aplicado lejos de hacer más consciente a la persona víctima del abuso, consigue todo lo contrario, lo aleja del nivel de conciencia y dolor que le serviría para estar alerta a las situaciones siguientes que se presenten.
Asi que nada. No es que se tenga una gran capacidad para perdonar, es que se consiente mucho y con mucha facilidad.
3.- Observar ante que situaciones la persona tiende a caer y morder el anzuelo:
.-Ante su presencia física, ante sus palabras y mensajes cariñosos…
Observar para poner límites y no permitirse permanecer ahí

Es decir dejar de perdonar, y al contrario tener muy muy presente los hechos que causaron que se tenga dolor y sufrimiento, no olvidarlos.
4.- Dejar de ver esta característica de personalidad cómo algo positivo, pues estas personas viven en otra realidad, muy distinta a la que realmente es.
Cuando se vive sólo quedándose con lo bueno, teniendo y dando infinitas oportunidades, cuando se vive en definitiva con una venda en los ojos….la caída a la realidad puede ser tremenda.
Para ello es importante pararse y a ser posible escribir que ventajas creo que hasta ahora me daba el ser y comportarme de forma ingenua y…lo más importante ver que coste estaba y /o estoy ( si aún estas sufriendo el abuso ), pagando por ello.
5.- Cuestionar las creencias y valores que la persona tiene asociada al ser ingenuo o a lo contrario.
Muchas de estas personas creen que si dejan de serlo se convertirán en “malas personas” o en alguien que no son ellos.

Las experiencias en la vida, sobre todo las negativas son las que más nos sirven y nos hacen aprender.
Si eres una persona o conoces a alguien demasiado ingenuo/a, animate a hacer el esfuerzo de cuestionarte el dejar de serlo.
Puede que al principio te resulte extraño o incómodo pero sin duda estarás mucho más protegido/a, vivirás con menos miedo y, la cuota de seguridad y confianza en ti mismo/a subirá sin duda.